gobierno-corporativo

Se habla mucho del por qué la mayoría de las empresas mexicanas no crecen y son eternamente pequeñas y medianas. Hay una gran cantidad de explicaciones y todas son validas. Varias de ellas apuntan a una acosa: falta de uso de herramientas administrativas – tecnológicas y el alto grado de administración por usos y costumbres.

Una de esas herramientas útiles para hacer grandes empresas es el gobierno corporativo. Este nos permite ordenar nuestras empresas desde arriba, apuntarlas a objetivos claros y aterrizar con éxito los planes que hacemos. Liberando así su potencial de crecimiento.

El gobierno corporativo consta, en resumen, de las siguientes partes:

  • Consejo de accionistas o socios,
  • Consejo de administración
  • Órganos de vigilancia
  • Sistema de control interno contable y administrativo

A través de estos las empresas pasan de una administración basada en corazonadas, hígado y riñones a una administración profesional que garantizará en gran medida su sobrevivencia y permanencia en el tiempo.

Este gobierno corporativo nace en la propia acta constitutiva de las empresas y se aterriza a través del control interno contable y administrativo: sistemas de contabilidad e información financiera, manuales organizacionales, auditoría interna, etc.

Es a través del gobierno corporativo como se pueden aterrizar las ya ultra famosas “Misión y Visión” de los negocios y los “objetivos estratégicos” tan traídos y llevados.

Sin gobierno corporativo, tratar de de hacer crecer una empresa es tarea muy complicada, sino imposible.

Recordemos que no es lo que hacemos sino cómo lo hacemos lo que nos da los resultados.

Prial_footer

Menú Principal